Programa «Córdoba escribe»

Se presentó el libro con la actividad alcanzada por el programa «Córdoba Escribe» en el año 2021 y el lanzamiento de una nueva convocatoria para la edición 2022. Se realizó la presentación del libro que recopila las antologías ganadoras y las menciones especiales de la edición 2021 del programa que lleva adelante la Agencia Córdoba Cultura junto a Bibliotecas Populares. 

Sigue leyendo «Programa «Córdoba escribe»»

Un mundo ambulante

Las ciudades turísticas -especialmente- están atiborradas de vendedores ambulantes.

Los comerciantes locales se quejan a sus autoridades, dicen que los turistas no aguantan tanta oferta informal para comprar o ayudar por caridad.

Sigue leyendo «Un mundo ambulante»

A pesar de…

Día a día, paso a paso, se ha vuelto mi consigna preferida para reacomodar lo cotidiano a pesar de la realidad. Las noticias pintan desalentadoras, en un escenario impredecible y para nada rutinario, el que nos sigue imponiendo una pandemia, en su versión de segunda, tercera o cuarta ola, dependiendo donde el virus del covid 19 te encuentre arrinconado, copiándose a si mismo y replicando sus cadenas de contagiosidad.

Soy de pensar que cuando no podés contra algo poco venturoso, más vale aliarse con esa adversidad y aprender también a mutar.
Pues bien, me he autoimpuesto entonces una tarea de recopilación de sensaciones, aprendizajes, acciones y pensamientos que -siento personalmente- he aprendido ( y aprehendido ) con la pandemia y seguramente serán de utilidad en el futuro de un mundo que se quebró y cambió de manera inexorable:
-Si bien las rutinas y los planes se dislocaron, sólo lo desconocido nos invita a improvisar, replantear y replantearnos constantemente, siendo esa justamente la esencia de la vitalidad.
-Los hábitos de higiene en espacios públicos y privados tomaron un nuevo brillo, nada más aplicado que lavarse las manos y estornudar sin salpicar.
-Los desplazamientos de humanos ( en sus múltiples modos de transporte ), de manera masiva y acelerada, producen contaminación y degradan el medio ambiente, así que andar lento y tranquilo, sin prisa ni pausa ( tal vez caminar más ) es una buena manera de progresar.
-Las pantallas nos acercan y alejan al mismo tiempo, entonces hay que regular esos momentos de tanta exposición a lo virtual.
-Nuestra casa es un refugio para cuidarnos y valorar.
-La soledad ayuda al autoconocimiento para luego vincularse y conservar el entorno y de los que decidimos amar.
-Todos somos igualmente vulnerables ante las crisis: los niños, los adolescentes, los trabajadores, los de la edad madura y los más experimentados de todos, los del alma joven, los de la ancianidad.
-Hay que vigilar la salud física y mental, como una autoevaluación constante de nuestras defensas y pensamientos. No obstante, ya no se trata de nuestra salud individual sino de la de todos los demás puesto que estamos atados al otro en forma circular y en espiral.
-Las situaciones agobiantes, tristes, abrumadoras, desconcertantes y adversas te obligan a desarrollar la personalidad, el carácter, la fuerza física y emocional, la empatía, la solidaridad, la inteligencia, el pensamiento crítico y positivo, la adaptabilidad, el abandono de lo no necesario ni urgente, la creatividad al extremo, la nutrición del mundo interno como respuesta a lo inconmensurable e insospechado de los momentos difíciles de transitar.
Aprenderemos a saber manejar el sufrimiento, el dolor, la soledad, la enfermedad, la aceptación y la perspectiva, la capacidad de resistir y proyectar, de vislumbrar los sentidos y cultivar el bienestar propio y comunitario, que dejó de ser un lujo para convertirse en una necesidad, a pesar de lo virulento de la realidad…

Ana Claudia Simes

Postales del otoño

Quedarse en casa

Quedarse en casa no es sólo aislarse del exterior, es encontrarse con paredes donde están colgados -igual que la enredadera- los sueños, el amor, los odios, las esperanzas, el recuerdo de los ausentes, las charlas del presente y los miedos, todos los miedos.

Entonces, ni los sueños , ni el amor, ni los odios o las esperanzas, ni los recuerdos son los que son hasta que no estamos a solas, con todos ellos, susurrándonos desde las murallas, espejos que sólo se reviven y se ven cuando nos quedamos en casa.

Avanti, sin miedos. Quedate en casa.


A propósito de la pandemia, de quedarnos en casa, en su segunda temporada.


Periodismo turístico

Periodismo Turístico: un concepto con sentido generoso y comuntario!


El periodismo turístico es el viaje más atractivo que he transitado en el gran mundo del periodismo y de los medios de comunicación!! A la hora de recorrer sus caminos, es bueno hacer una primera parada -casi obligada- en lo que abarca su concepto, objeto y alcances sociales. El periodismo turístico es una especialización
de la profesión periodística siendo su objeto la actividad turística. Está intrínsecamente unido al compromiso social con la verdad, la objetividad, el bienestar común y la responsabilidad social guiada por la ética como principios rectores. El periodismo turístico debe utilizar las herramientas profesionales de la búsqueda del conocimiento, la investigación, la denuncia, la crítica, la publicación periódica y masiva que le permita a su público interpretar y formar opinión sobre la realidad. Así su relación con el público estará atravesada por la teoría y la práctica, el poder y el saber de la vida cotidiana. El periodismo turístico logra la objetividad a través de la pluralidad de fuentes y la diferenciación en el uso de los géneros periodísticos ( Informativo- Interpretativo- Opinión ), a conciencia de los condicionamientos que afectan a la profesión.Su objeto de investigación es la actividad turística inmersa en el sistema turístico. La elección del medio de comunicación, sus formatos y el léxico utilizados son aspectos que el periodismo turístico no debe descuidar, ya que implican lenguajes específicos: los mensajes adquieren formas diferentes en la prensa escrita, la radio, la televisión o el internet. Los elementos que los constituyen condicionan la búsqueda, el registro, el diseño, la publicación y la difusión de un mensaje.
El periodismo turístico incluye acciones de promoción, marketing o publicidad, pero no es promoción, marketing o publicidad. Es periodismo preventivo y de denuncia, que rompe con las hegemonías para lograr un turismo sustentable, con sentido generoso y comunitario…

Conceptualización: Ana Claudia Simes

La plaza pública, ¡desplazada!

A propósito de la Comunicación Social, en tiempos de internet y pandemias.

Plaza 25 de Mayo. Tanti. Sierras de Córdoba

La PLAZA pública…desPLAZADA!!

La PLAZA PÚBLICA ha sido el espacio de reunión por excelencia a través de los tiempos, el lugar preferido, objeto de reflexión para filósofos y estudiosos de la conducta humana. ¿Por qué? Porque a lo largo de la historia, la PLAZA PÚBLICA ha constituido el lugar común, el de la socialización, el espacio del encuentro, de la fiesta, los enjuiciamientos, el luto, el debate, los reclamos y la protesta máxima. Pero con el fenómeno del internet, todas las PLAZAS del planeta -y que valga el juego de palabras- han sido desPLAZADAS: cambiaron de lugar. El sitio común ya no es físico, no es tangible sino que tiene su expresión en los multimedios. Es allí donde ahora los temas se producen, reproducen y distribuyen entre los públicos, creando el gran foro de la opinión pública. Las PLAZAS han sido deshabitadas pero no han quedado en silencio, tienen un eco planetario en la red, se han diseminado y multiplicado. La pandemia 2020 nos ha obligado taxativamente a abandonar las PLAZAS, con su entidad de lugar absoluto del encuentro real. Tal vez, cuando recobremos la salud colectiva, podamos valorar la diferencia entre la comunicación humana y la virtual, la que se manifiesta cara a cara, la que trasciende a las pantallas…

WordPress.com.

Subir ↑